viernes, 18 de septiembre de 2009

We salute you

He descubierto un nuevo programa de radio conducido por un carroza (leído él, eso sí) llamado Gabriel Albiac. Se llama Después de todo, lo que es normal para los que entienden que el día acaba cuando se acuestan y no acostumbran  a dormir esas primeras horas del día, mágicas ellas. 

No es precisamente un programa de novedades, lo que tiene su morbo. En los primeros audios que he escuchado han aparecido John Cale, Patti Smith, Neil Young, Lou Reed, los Stones, Doors, Led Zeppelin... gentes de las que aquí me ha gustado anotar algo en algún momento.Eso lo hace mucho más recomendable para quienes no vivieron aquellos años y pueden descubrir ahí cosas en las que encontraran raíces, fijo. Y para aquellos que apenas los recuerdan.

Muy recomendable, mucho. Veremos cómo evoluciona... porque los himnos son finitos y, por eso mismo, tienden a acabarse.

Es un programa nocturno.De 1:30 a 3:00 de la madrugada. Alguien podría pensar que el tono de voz de Gabriel Albiac viene dado por ese horario y se equivocaría; me temo que siempre le he oído así, y tiene su encanto. Uno se lo puede descargar y escuchar esas pildoritas de hora y media en 30 megas a gusto cuando mejor le convenga. Amén de otros sistemas tecnológicamente avanzados para seguirlo, como las suscripciones.

Pero. Claro, hay que poner peros a las cosas porque, con seguridad total, panegíricos, alabanzas y otras dosis de incienso ya recibirá el filósofo y en raciones indigeribles.

De modo que, con tutto il rispetto, me gustaría apuntar algunas cosas (¿ideas?) como si estuviéramos tomando una caña con Gabriel:
Hombre, Gabriel! .... vale... si... una cañita... de esas de medio litro... bien fresquita.... Oye, felicidades por el programa! Me encanta, tío. Yo suelo oirlo por Internet, porque ya uno no está para según que lujos nocturnos y lo de madrugar acaba por imprimir carácter. Por cierto... ¿lo de los nombres de los mp3 os los pone la competencia o tenéis un virus? Porque mira que es fácil poner Año+mes+día+titulo y queda la cosa elegante, ordenadita y fácil de archivar... Vamos, digo yo...
También puedes ponérselo tu.
Eso hago, tío, eso hago. Pero luego nunca se si me he descargado el de un día o no... así que tengo que guardar también el título original... como ese que decía que era del Federico... jajajaja... Que buena está así fresquita... ridiela!
Estamos secos, eh?
Ya te digo... Es el polvo del camino que se le pone a uno en la garganta y... oye, por cierto, yo me imagino que tu te escribes un guión o algo para el programa ¿no? Claro... no te vas a poner a improvisar ahí al tún tún. Pues ¿sabes lo que molaría?
¿Una cañita fresca?
Vale. Pero fueraparte de la cañita molaría que publicaras ese guión tio. Porque luego dices "joder... que puso aquello... y vete a acordar de qué día fue... Es un palazo. Podrías hacer como los del Spotify, y publicar el guión, o un resumen de los temas, tío, en un documento de esos de Google Docs, que está muy bien. O en la web del programa, tu mismo; pero lo de Spotify me ha gustado mucho. Así uno se lo mira... y dice... vale, quiero el del martes... y se lo escucha... Que no te cuesta nada, que fijo que tienes algo así para no repetirte.... Normal...
Ya veo que el polvo del camino no ha afectado...
Ya te digo... ya sabes lo que dicen... si sólo el 10% de lo que uno dice vale la pena, cuanto mas digas... mas posibilidades...
Eso suena como a amenaza de decir algo... más...
Yo pondría secciones fijas. Ya se que las secciones fijas te rompen el discurso de esa noche particular; pero no me negarás que, a medio programa, te das cuenta de que te apetece salir por ese desvío que se acaba de aparecer en el camino. Y no puedes, claro. Es lo que tiene la libertad ¿no? eres esclavo de tus decisiones
¿Y que secciones pondrías? (ojos en blanco)
Me gusta que me hagas esa pregunta, Gabriel. Pues te diré que es algo en lo que he pensado más de lo que crees.
La primera sería el "Hoy hace" o "Tal que hoy" algo así y la dedicaría a recordar algún aniversario que merezca la pena. El nacimiento o muerte de alguien relevante, por ejemplo, con una pequeña presentación y una de sus creaciones.
Pero los aniversarios del fin de semana se perderían... jajajaj
Hombre de poca fé! Claro que no. Cada año los días caen en un día de la semana diferente. Dentro de diez años el problema puede ser encontrar algo nuevo, aunque yo no creo que debieras limitarlo a nacimientos y muertes.
Hace poco hablábamos del aniversario del primer disco americano distribuido legalmente en la URSS... Hay muchas cosas que merecen ser recordadas y mucha música que puede acompañarlas.
O, fíjate, que hay aniversarios que se pueden recordar con música de terceros, como el "In this River" de Zakk Wylde recordando a Dimebag Darrell, asesinado en escena.
Bueno, ya veo que me vas a dar la cerveza...
Pues si... para una oportunidad que tengo... Mira, otra sección que yo tendría la llamaría "El minuto del odio" y la dedicaría a repasar con música los odios.
La idea me la dió un libro de Glucksmann que se llama, precisamente, "El discurso del odio". Una reflexión, cortita, como esas que hacías en la tertulia y música... El odio a los homosexuales está vigente, sin duda... noticias, análisis y presentar el "You think you're a man" de Divine o "Glad to be gay" de Tom Robinson y lo que te rondaré... O el odio a las mujeres, que tiene su encanto. O el odio a los judios... Eso si, sin poner nada que exalte esos odios, claro... sino al contrario.
zzzzzz
Por otra parte, molaría repasar canciones que defienden la libertad de la persona. Sorprende cuánta música hay que habla de esa autodeterminación de la persona. Desde el blues, claro, pasando por todos los géneros musicales. Me acordaba de una entrada que leí y comenté hace algún tiempo y que me pareció muy interesante.

O, tomar un tema de esos que discutías con el Agapito y desarrollarlo con música. Eso molaría.

Venga, que no te doy más la paliza... Sólo un apunte más. A tí, como a mí, nos tira lo que hemos mamado, claro. Ahora todo el mundo dice que no se hace nada nuevo, como siempre (¿por qué siempre se dice que no hay nada nuevo?). A mi es que esto de que la juventú de hoy es tal y es cual me pone malo, porque no creo que en nuestra época fuera esencialmente diferente (salvando las fantasías animadas de cada uno, claro). Y sí que hay cosas nuevas que merecen atención. Mírate la serie de Metal from The Middle East, tío; mírate las bandas nuevas que hay en casa... Que hacerse viejo es precisamente eso: refocilarse en las batallitas del abuelo cebolleta en medio de las grandes gestas del ahora mismo.

¿Gabriel? Míster... ¿has visto al tío que estaba aquí conmigo?

NOTA: Lo antedicho no corresponde a ningun hecho real ni a personas reales. Ni siquiera nobles. Vaya, que todos somos del pueblo llano.

NOTA_2: En uno de los primeros programas recordaba Gabriel un No-Do sobre The Animals de Eric Burdon & Co. Éste. Este era el país en el que crecimos:


Publicar un comentario